Seguidores

SUSCRIPCIÓN A ROCKLIQUIAS

SI QUIERES RECIBIR LAS NOVEDADES DE ROCKLIQUIAS POR EMAIL. SUSCRIBETE :

Delivered by FeedBurner

Aviso Importante
Por problemas técnicos algunos vídeos no están operativos. Con la mayor brevedad serán repuestos. Gracias por vuestra paciencia



THE YARDBIRDS - Roger The Engineer (1966, Columbia) + Entrevista a dos de sus miembros fundadores: CHRIS DREJA y JIM MCCARTY.

The Yardbirds reinaban en la escena británica de los 60 como esa formación vibrante de blues blanco nacida para el éxito, el combo de jóvenes que tenía en plantilla a un larguirucho al que los acólitos apodaban “mano lenta”, un tal Eric Clapton a quien dedicaron pintadas callejeras con el texto: «Clapton es Dios».



En marzo de 1965 Jeff Beck, otro ministro de las seis cuerdas, tomaría de manera oficial el puesto de Eric, al igual que Clapton había hecho en el 63 al quedarse con la posición de Anthony “Top” Topham. Es con Beck cuando toca a su fin la etapa más estandarizada de r&b y blues, sacando Jeff de la chistera unos cuantos conejos con nombres de psicodelia, fusión, rock & roll o avantgarde.

Roger The Engineer es el resultado de llevar el truco mágico a la realidad tangible de un vinilo larga duración. El grupo reniega para el disco en cuestión de manejar versiones, aportando material inédito con los sencillos “Happening Ten Years Time Ago” (psicodélico) y “Psycho Daisies” (más rockerizado) como una nota a pie de página advirtiendo de lo lejos que podían llegar, ya fuese picando en lo raro como escarbando en lo comercial.

“Over Under Sideways Down” hace las paces con su pasado inmediato, mientras “Jeff’s Boogie” tira los dados de la instrumental rockabilly con ánimo de entretener trabajando con esmero; el propio Jeff Beck toma el puesto de Keith Relf frente al micrófono para arrancarse con “The Nazz Are Blue”, tan blues como boogie.


El siguiente lanzamiento, Little Games, ya contaría con Jimmy Page cual solista tras la guitarra, cerrando la original etapa que ofreció el trabajo del muchacho de Wallington. Page compartiría sesiones en dicho álbum con el mercenario invitado John Paul Jones, teclado y bajista que en 1968 presenta acompañado por Robert Plant, John Bonham y el propio Jimmy una banda que se terminaría convirtiendo en histórica: Led Zeppelin.


Temas
Side A
1 Lost Woman 0:00
2 Over, Under, Sideways, Down 3:17
3 The Nazz Are Blue 5:42
4 I Can't Make Your Way 8:45
5 Rack My Mind 11:11
6 Farewell 14:25
7. Happenings Ten Years Time Ago 15:55

Side B
8. Psycho Daisies 18:53
9 Hot House of Omagararshid 20:44
10 Jeff's Boogie 23:22
11 He's Always There  25:54
12 Turn Into Earth 28:09
13 What Do You Want 31:16
14 Ever Since the World Began 34:40




ENTREVISTA (11/2010)
CHRIS DREJA y JIM MCCARTY


Chris, ¿qué músicos dirías que te influenciaron sobremanera en tus inicios?

Chris Dreja: Ante todo, los músicos estadounidenses de blues como Robert Johnson, Muddy Waters, Howling Wolf, Jimmy Reed, BB King, Chuck Berry o Bo Didley. Igualmente, siempre me he considerado un gran seguidor del mundo del jazz, tanto del be bop como de Miles Davis, etcétera. La música que posee una emoción genuina y libertad de formas en sus elementos siempre me llamará la atención.

Uno de vuestros grandes logros resultó el hecho de trabajar temporalmente cual banda de acompañamiento de la leyenda del blues Sonny Boy Williamson II. ¿Qué cosas aprendió y sacó en claro el conjunto tras colaborar con él?

Chris: Una de las cosas que aprendimos aquellos días es que nosotros éramos una banda británica blanca y no la genuina formación de músicos negros estadounidenses a la que amábamos y tratábamos de emular. Sonny Boy era una gran estrella para la comunidad negra americana. Le solía gustar echar un trago y cambiar los arreglos musicales sobre la marcha. Tras ensayar con él todo el repertorio del concierto, Sonny podía beberse unos cuantos vasos y terminar tocando de forma diferente, para nuestro horror. Igualmente aprendimos que no sería suficiente para The Yardbirds el hecho de ser una formación que intentase copiar lo ya grabado por las bandas establecidas, por lo que era esencial para nosotros el escribir y crear nuestro propio material.



¿Por qué se fragmentaron inicialmente The Yardbirds?

ChrisLa fatiga, posiblemente el estar totalmente quemados fue lo que propició la ruptura. En aquellos días las bandas encontraban su sustento económico principal en los conciertos y nosotros éramos ante todo un espectáculo en directo. En aquel corto periodo de tiempo llegamos a tocar centenares de veces al año y giramos a lo largo del mundo, especialmente por los Estados Unidos. Pasamos por importantes cambios en la formación y avanzamos lo que pudimos aquella música que estábamos tocando. Me alegra afirmar que no terminamos odiándonos los unos a los otros, pero estaba claro que necesitábamos esa ruptura. Jimmy Page y yo podríamos haber continuado, aunque en aquel momento Jim McCarty y Keith Relf ya tenían bastante y deseaban trabajar en un estilo musical más calmado. Supongo que si la banda se hubiese tomado un año de descanso para recobrarse y luego hubiese grabado nuevo material, The Yardbirds habríamos regresado rejuvenecidos y conseguido triunfar en la década de los 70, cuando el formato del elepé se volvió tan importante. En cualquier caso, es todo agua pasada que no mueve molino.

Existe un libro sobre vuestra banda que escribió Greg Russo: The Yardbirds: The Ultimate Rave-Up! ¿Qué pensáis sobre esta obra de estudio?

ChrisEstá claro que ha realizado una buena investigación; además el libro está trufado de hechos, figuras y fotografías. Personalmente echo en falta esas historias, sensaciones y anécdotas que realmente puedan dibujar para el lector las personalidades, la época y los increíbles cambios sucedidos en los 60. Jim, John Platt y yo mismo escribimos hace tiempo un libro titulado Yardbirds que era, por supuesto, mucho más personal. Desafortunadamente, a día de hoy está descatalogado.


¿Cuál fue el primer vinilo que compraste?

Chris: Probablemente sería música de Duane Eddy y Jimmy Smith. ¡Oh! Y de B. Bumble And The Stingers.

¿Cuáles consideras que han sido los mayores logros, tanto profesionales como musicales, de The Yardbirds?

Chris: El hecho de seguir nuestros instintos, escuchando las ideas de los unos y los otros, al mismo tiempo que rompíamos un gran número de reglas. Pienso que el realizar todo aquello consiguió para la banda una sustanciosa influencia musical que a día de hoy sigue presente.

The Yardbirds son subrayados en la actualidad por ser la banda que lanzó las carreras, en su estadio inicial, de Jimmy Page, Eric Clapton y Jeff Beck. ¿Qué piensas sobre este hecho?

ChrisAhora parece increíble; aunque volviendo a aquel momento, a excepción de Jimmy Page, al que ya se le valoraba por su trabajo cual músico de sesión, todo el mundo era muy joven y desconocido. Desde el primer día, The Yardbirds nos labramos la reputación de conjunto que tocaba una música apta para que los guitarristas con habilidad pudiesen extenderse. Atraíamos a ese tipo de músico y lo seguimos haciendo.

¿Qué sentimientos te quedan en relación a un álbum como Roger The Engineer? Contadme la historia que existe tras aquel LP.

ChrisPara mi gusto es el mejor álbum de The Yardbirds. Creado en dos semanas, incluidas las sesiones de composición y las de grabación de las canciones. Pienso que es nuestro trabajo más creativo. “Over Under Sideways Down” salió de esas grabaciones, al igual que bastante material ecléctico, adelantado a su tiempo. El empuje de todos resultó fantástico. Fue un momento único para la banda y estamos todos orgullosos del disco.

Jim McCartyRoger The Engineer fue un álbum divertido de grabar. Estábamos en la formación Jeff Beck, Keith Relf, Paul Samwell-Smith, Chris Dreja y yo. Nos encerramos en los Advision Studios en Bond St., Londres, durante un par de semanas. Algunos de aquellos temas, como “Jeff’s Boogie” o “What Do You Want”, los solíamos tocar en directo sobre el escenario, pero la mayoría fueron creados en el estudio.

¿Resultó “For Your Love”, el sencillo que os consiguió altísimas posiciones en las listas británicas y vuestro primer gran éxito en las estadounidenses, un ultraje para las creencias blues de Eric Clapton? ¿Fue la razón de su partida?

ChrisEn aquel momento de su carrera Eric era un purista total del blues y nosotros sentíamos que lo importante para la banda era evolucionar la música y crear nuestro propio material. Me entristecí cuando nos dejó y él se sintió como el hermano mayor; aunque por otro lado, cuando se marchó nos liberó para que pudiésemos vivir nuestra propia aventura sin tenernos que atar al estereotipo de ser simplemente instrumentistas de blues blanco.

JimA Eric no le gustaba “For Your Love”, al igual que tampoco la manera en la que Paul Samwell-Smith tomó las riendas en el proceso de grabación. Paul sugirió usar un clavicordio y un contrabajo con arco en los arreglos, algo que para Eric distaba mucho de ser blues. Pero era difícil alcanzar el pelotazo que necesitábamos en aquellos días con un disco de blues.


Jim, ahora me gustaría que hablásemos sobre Renaissance. ¿Qué recuerdos te vienen a la memoria en relación a tus días en dicha agrupación con la que grabaste los elepés Renaissance e Illusion?

JimKeith Relf y yo formamos Renaissance con la intención de hacer algo un tanto diferente a ese poderoso blues editado con The Yardbirds, material que habíamos tocado de forma continuada durante cinco años o más. Inicialmente se convirtió en todo un éxito, siendo algo original y fresco. Desafortunadamente no poseíamos el poder suficiente para sostener la banda más de un par de años; luego el conjunto se reformó con otros miembros para continuar editando discos.

De forma eventual la formación clásica de Renaissance militó como el proyecto Illusion a mediados de los 70.

JimCuando reagrupamos el conjunto como Illusion a mediados de aquella década podríamos haber conseguido material interesante, pero el caso es que llegaba le etapa del punk y fuimos abandonados por el sello discográfico.

por Sergio Guillén






Notasi te gusta el artículo compártelo (Facebook, Twitter, g+, etc) pulsando en
                                                                                      







que está al final del artículo, de esta forma contribuirás a la continuidad del blog. Gracias

3 comentarios:

  1. Excelente trabajo, tanto la revisión de la (también lo creo yo) mejor obra de Yardbirds como la entrevista a dos de sus miembros, con el añadido, además, de haber sido el primer eslabón en la creación de Renaissance, ambas formaciones favoritas de esta casa.
    Saludos,

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...