Entrada destacada

PACIFIC SOUND- Forget your dream (1972)

Imagen
 A mitad de los años 60 la "British invasion" alcanzó las cimas de los Alpes suizos y bajó por sus laderas impregnando de su esencia a toda la escena musical juvenil. Muchas de las bandas que empezaron a brotar allí, se forjaron en las escuelas y clubs de juventud queriendo imitar a sus héroes. Sin tener raíces propias en Blues o rock'n'roll fue realmente difícil para aquellos emprendedores desarrollar originalidad. La mayoría de las bandas tocaban versiones de sus ídolos internacionales en muchos eventos que consistían sobre todo, en  sesiones dentro de locales preparados para el baile de jóvenes.   Así es como comenzaron su breve existencia PACIFIC SOUND. Cuatro amigos del Cantón de Neuchatel, deciden unir fuerzas y se inician como la mayoría, realizando sesiones en salas de baile versionando a los grandes surgidos en las islas británicas. Un buen amigo, que llegaría a convertirse en el manager, les recomendó que en lugar de seguir haciendo mover el esqueleto al púb

BRONZ - Carried By The Storm (Your Tune, 1985-2010)

 Viniendo de una localidad tan hippie como Bath en los 70....Y tocando en Free festivals psicodélicos de ésa índole,  como Glastonbury (76) y Stonehenge (77 y 78), se podría decir que Bronz era de todo menos una banda para esta sección. Pero las miras de su líder, el guitarrista Shaun Kirkpatrick, siempre estuvieron puestas en el rock melódico USA. Por 1980 ya teloneaban en el Marquee a More, Diamond Head, Ángel Witch, e incluso a Anvil. Inmersos en la NWOBHM, consiguen contrato con la "indie /multi" Bronze Records, (nunca he tenido muy claro la verdadera naturaleza de éste label). Se trasladan a Londres y fichan al ex-Nightwing, Max Bacon. Editan "Taken by Storm" (1983), y cuentan los rumores que se les fue la mano en el presupuesto para ése disco.



 Con un certero repertorio de AOR Pomper, no se les ocurre otra cosa que meterlos en la gira de Hawkwind. Error. Los tiempos de los Free festivals ya quedaban lejanos para ellos. Y se disuelven con la misma celeridad que se habían formado. Pero unos meses más tarde Kirkpatrick pone en marcha una completa nueva versión de Bronz. Con Ian Baker como cantante solista, (Bacon disfrutará de sus quince minutos de fama con el supergrupo Prog,  GTR), Mickey O'Donoghue (guitarra), Clive Edwards (veterano batería,  desde Wild Horses a UFO, por poner un par de ejemplos) y Lee Reddings (bajo). Ésta vez sí se hacen las cosas bien, y se van de gira por USA abriendo para Ratt.

A la vuelta graban con Max Norman "Carried By The Storm", con la ayuda a los teclados de Phil Lanzon (Grand Prix, Uriah Heep), entre otros invitados. Pero de nuevo la suerte les da la espalda, con la quiebra de la disquera que iba a editar el disco. Éste no saldrá hasta el 2010, para engrosar una "discografía fantasma" compuesta de otro álbum de outtakes, y un en directo. Triste cosecha.

"Carried By The Storm" persistía en sus planes "anti-chatarra" con decisión. "Can't Live Without Your Love" tenía cohesión y seguridad sorprendente, para una formación recién formada. El saxo de Gary Barnacle adorna en la Foreigner-oriented que da título al album, en otra bonita tonada de melódico rock perfumado. Muy rhythm'n'blues va "Man Girl Machine", nuevamente con Barnacle haciendo el Mark Rivera. "There's a Reason" es una midwest song digna para la Michael Stanley Band. Y la épica "When The Lights Die Down" rivaliza con sus vecinos Praying Mantis. La balada "You & Me" era lo que buscaban en la MTV en los 80, apoyada por un vídeo de tiernos teenagers en desamor. El resto del album se resiste a bajar el nivel, resultando un disco mucho más coherente y maduro que su debut. "Two Silhouettes", "Figure in the Dark" o "Dangerous Game" demuestran que Bronz hubieran podido aguantar muy bien el tirón del resto de la década. 



Algo que no tuvo continuidad tras el segundo mazazo de mala suerte. Desde entonces, y con distintas formaciones siempre lideradas por su guitarra solista,  Bronz han ido apareciendo en festivales temáticos dedicados a la NWOBHM. Hasta la muerte de Shaun Kirkpatrick en 2013. Ahora Bronz son otra banda más sin miembros originales, alimentando la nostalgia de algo que en realidad, nunca sucedió. 

J.J. IGLESIAS


 

¿Te gustó el artículo? No te pierdas de los próximos artículos 



Vuestros comentarios son nuestra energía






Este año celebramos nuestros décimo aniversario. Vamos a realizar un vídeo conmemorativo y queremos que participes con tu foto. Hazte una foto con Rockliquias. Envíala a rockliquias@hotmail.com











Comentarios