ENTREVISTA A LUIS ARNALDO

Luis Arnaldo, popularmente conocido como Arnie, es la batería, la música y la voz de numerosos spots publicitarios, bandas sonoras y ambientes de documentales audiovisuales que merodean por diferentes entidades televisivas publicas y privadas. Su sede de operaciones Groove Court Studio y Audio Visions Productions, ambas propiedad actualmente de Carmen Larralde, Arnie no solo crea música y narra infinidad de textos de toda gama, sino que graba baterías destinadas a producciones musicales de otros artistas, recibe a los bateristas más prestigiosos del mundo para que graben en este bunker de pura cremosidad sonora, y donde lleva a cabo sus proyectos musicales, algunos tan arriesgados y complejos como Vortex, otros más abiertos como Transient Dementia y por si esto fuera poco, ha sido fichado por Mike Sary de French TV para que su batería resuelta la sección rítmica de un proyecto altamente excitante. Y por si esto fuera poco, se ha involucrado como presentador en Pulse Times TV, un espacio que combina naturaleza y musicalidad y que se lleva a cabo en el hipnótico concejo de Somiedo, situado en el suroccidente de Asturias.



Con todo este elenco de labores, lo primero que uno se pregunta es si son suficientes veinticuatro horas al día para poder llevar a cabo tantas labores, a pesar de que entre todas ellas predomina el mismo denominador común.

Fernando Romero - ¿Hay sábados y Domingos en tu vida cotidiana?

Arnie - ¡Afortunadamente alguno hay! Aunque en ocasiones no se sucedan de continuo, pero a pesar de que mis labores sean múltiples siempre existen resquicios de tregua que te permiten descansar y ocuparte de los pertinentes asuntos personales y cotidianos, aunque por la propia inercia, la mente nunca descansa y logra desligarse por completo de la parcela laboral.


Fernando Romero - ¿Cómo empiezas a iniciarte en el mundo de la música, en calidad de baterista y como crítico, como periodista?

ArnieTodos nacemos con una vocación que sea la correcta o no, vamos desarrollando con el paso de los años. Conforme vamos teniendo cada vez más claro que es lo que queremos hacer realmente con nuestras vidas, se inicia el pertinente proceso de preparación y de lucha para conseguir de la mejor de las maneras posible el objetivo. Y el propio tiempo va compensando el sacrificio ayudándote a ver con más claridad con el paso del mismo, el lugar que realmente debes ocupar en tu propio espacio. En mi caso, en el de cientos de casos más, sin tener ningún antecedente musical en mi familia, desde mi infancia comencé a tomar contacto con la música dado que se consumía con frecuencia gracias a mi hermano mayor. Durante mi adolescencia y posterior juventud me di cuenta de que la música era vital en mi vida, y que podía ser perfectamente combinada con mi otra pasión, que no es más que la de comunicar precisamente las sensaciones que me aporta este cuarto arte, exponiendo a su vez las propuestas musicales de sus propios protagonistas en sus diferentes variantes sonoras. Cuando tenia catorce años de edad, uno de mis espacios de televisión favoritos, y quizá en responsable de mi declinación hacia la comunicación fue Jazz Entre Amigos emitido durante cuatro temporadas en Televisión Española, y magistralmente conducido por el experimentado Juan Claudio Cifuentes. Posteriormente la radio formula especializada acaparaba mi atención con otros espacios de Jazz más convencional y Rock. De esta forma con diecisiete años de edad, comencé a dar mis primeros pasos en la radio libre, comunitaria, gracias a la amplia gama de estas pequeñas radios que poblaban Madrid, y básicamente la derecha del dial de la FM madrileña. En mi caso empecé en Onda Verde con programas de Rock, hasta que con los años fui madurando y formándome para acceder a la radio profesional a la que llegué a a los ventidos años de edad, y en la que en diversas entidades he permanecido hasta prácticamente el año 2008, en el que decidí destinar mis producciones radiofónicas a la radio digital Online. Como baterista me sucedió prácticamente lo mismo, cuando en el año 1985, con catorce años, logré acudir a ver a los británicos Marillion a la sala Canceiller de Madrid durante su tour de presentación Mispleaced Chilhood, y el baterista Ian Mosley y su Yamaha Power Recording roja, me enamoraron de tal forma que opté por adentrarme en este instrumento hasta la actualidad. Formándome como alumno de figuras como el fallecido José Del Nogal, o Héctor Slazar entre otros. 



Fernando Romero ¿Te consideras más comunicador que músico, o viceversa?

ArnieAmbas parcelas son una, y en las dos sigo encontrando mi lugar porque no ceso de aprender constantemente de otros que contribuyen a intentar hacer mi trabajo como buenamente puedo, siendo una persona más entre millares que depositan pasión en lo que hace, sin que lo hago no busque más pretensiones que la propia satisfacción personal, y sin temor a espantar a quienes presten atención mostrando su gratitud hacia mi trabajo y a quienes lo sufren en sus pabellones auditivos rechazando el mismo. Respeto plenamente ambas opciones, huyendo de elogios y por extraño que resulte, admirando más a quienes mi obra les resulta inconcebible porque este hecho, de una forma u otra, contribuye a seguir luchando día a día para hacer aún más si cabe mucho más complejo e inaccesible para las unanimidades lo más personal de tu trabajo. Cuando espantas a las masas con tu arte, a fin de cuentas es un síntoma de que no todo lo que haces está mal hecho. Cuando provocas el efecto contrario, no cabe duda de que algo no funciona. Así  que como comunicador, redactor o crítico musical a través de los textos o los Podcast, me limito a producir espacios radiofónicos en los que solo difundo aquellas músicas que son de mi interés y que forman parte de un mosaico de culto que ni tuvo ni tendrá presencia mediática a modo convencional. Y como músico, disfruto de todos mis proyectos sonoros, y de mi trabajo como compositor e interprete en el terreno audiovisual y en otras producciones musicales, de las cuales muchas de ellas, están más próximas a estilos accesibles y convencionales, pero no por ello dejo de disfrutar de aquellas que puedo defender en calidad de músico y locutor.


Fernando Romero - Musicalmente en las últimas décadas te has posicionado hacia lo elaborado desde el punto de vista complejo y carente de convencionalismo, dentro de esta postura ¿con que estilos musicales te identificas?

ArnieMe sigo sintiendo altamente atraído por el Jazz, dentro del Hard y Bebop, el Free Jazz, el Zeuhl y las músicas de cámara dentro de un contexto Avant Garde, y no olvido la esencia de todo cuanto ha venido sucediendo en el plano menos mimado del arte sonoro desde los años treinta a la actualidad.


Fernando Romero - ¿Existe algún estilo musical  en concreto que te repela?

Arnie - Simplemente ignoro que dentro y fuera del arte, el pasado, el presente y el futuro está en manos de los idiotas.


Fernando Romero – Hablamos de Vortex, Transient Dementia y tu llegada a la proyecto del músico norteamericano Mike Sary.

ArnieVortex es sin duda alguna mi proyecto más personal y esquizoide por definirlo de alguna manera. La anarquía de su contexto es el factor que lo mantiene. Transient Dementia es un intercambio de diálogos y emociones que mantengo con otros dos músicos, en los que buscamos nuestra propia comodidad, y con Mike Sary me limito a seguir normas establecidas que me fascinan.



Fernando Romero – El pasado año lanzabas tu tercer disco con Vortex, ese Luis Arnalod´s Dementia que ha cuajado en esa escena del radicalismo sonoro, el Avant Garde, Free Jazz y demás propuestas afines ¿Conseguiste cumplir tus expectativas personales con este disco?

ArnieNo he logrado una plena satisfacción personal con esta obra, por diversas razones acuñadas a factores como el de la producción. En ese aspecto aún me exijo muchas cosas que me quedan por aprender. En cuanto al contenido del disco, logre expresar lo que realmente quise transmitir en el mismo, es sencillamente un transcurso de diálogos de puros susurros de fobia ante un contexto que a modo conceptual define mi concesión de lo que hemos sido y somos como especie humana y social en los últimos siglos, con el agravante por convicción propia de que la progresión y la mejoría en este aspecto están más que vistas para sentencia.

De cualquier manera este álbum ha sido posible a buen número de músicos que han participado en la obra, haciendo una lectura formidable de sus asignaciones. Éste ha sido el caso de los saxofonistas Hudi Blackie y Juan Sáez, del Bajista Bill Noland y la teclista Madeleine Noland, del investigador Pablo Canalís, o del gaitero Luis Pola entre otros.


Fernando Romero - ¿Estás trabajando actualmente en nuevas composiciones de este proyecto, y preparando grabaciones con el resto de aventuras?

ArnieSí, la actividad creativa no cesa, eso es inevitable. En lo que actualmente estoy más centrado es en Transient Dementia, en Pluralis, el proyecto del sintetista J.J. Iglesias quien me ha concedido el privilegio de participar, y en otra aventura que emprenderé con Carlos Tibu y probablemente el guitarrista José De Castro Jopi, de cara al próximo verano para tocar en directo.


Fernando Romero – Hablemos ahora de Pulse Times TV y de Somiedo, el concejo protagonista de una iniciativa que surge de las manos de Carmen Larralde, quien se ocupa de la dirección de este programa que esta despertando pasiones. ¿Por qué esta combinación de música y naturaleza?

ArnieEn primer lugar te diré que de todos los lugares que conozco de este país, algunos de ellos de una belleza sublime, y que a pesar de haber nacido, crecido y vivido treinta y cinco años en Madrid, Mallorca, Barcelona, Bilbao o pequeñas estancias en USA, desde prácticamente mi infancia me he sentido altamente atraído por Somiedo como paraíso de ensueño del suroccidente asturiano, y de la localidad del noroeste de León conocida como Babia. Además, por suerte tengo el privilegio actualmente de vivir muy cerca de ellas. Cierto es que desciendo de familia asturiana y que parte de ella, la más significante para mi reside en estos dos enclaves. Y un buen día Carmen Larralde propuso poner en marcha un espacio televisivo que distanciase de temáticas didácticas en lo que a la batería y la percusión concierne, enfocándolo a combinar el lado artístico con las posibilidades que el concejo de Somiedo oferta como escenario de desarrollo de esta propuesta que ya ha llegado a las cuatro ediciones, y que no solo muestra el talento de los excelentes bateristas y músicos en general que están colaborando apasionadamente, sino que a la par, muestra la verdadera esencia de la naturaleza en su estado de total y absoluta plenitud y latencia. Y además, en cada uno de estos programas, nos gusta ocuparnos a su vez, de darle presencia a otros protagonistas que de una forma u otra guardan cierta conexión con el arte, desde músicos nativos de este concejo, a quienes apuestan y trabajan con entusiasmo y firmeza por que este territorio sea un referente para el turismo sostenible. Carmen Larralde considero que era una fusión de contenido que puede causar interés tanto en músicos como en quienes tengan interés en descubrir las múltiples posibilidades que oferta este enclave para quien quiera descubrirlo y disfrutarlo desde ese respeto que genera su consecuente admiración.


Fernando Romero ¿Qué músicos y personajes han pasado por el programa hasta la fecha, y que otros van a participar?

Arnie - Hemos tenido a bateristas de la envergadura de Antonio Pastora, Chus Gancedo, Bjorn Mendizábal, Javier Arnáiz Bumper, Carlos Tibu y a músicos del propio concejo como el guitarrista Marcos Rodríguez, la formidable gaitera Silvia Nieto que junto con otros representantes del sector hostelero y turístico como la entrañable Emma Álvarez o Iván y Ana del reconocido y prestigioso rincón sito en el magnético pueblo de la Peral como es el D´iban de Somiedo. Quedan visitas pendientes como la de Carlos Pina vocalista de la legendaria banda de Rock nacional Panzer, el ex baterista de Héroes Del Silencio Pedro Andreu, y más sorpresas que se han sumado y otras muchas, que desean participar, pero eso ya dependerá de la valoración de hacer una segunda temporada. No obstante, la respuesta tanto de los invitados como la de los propios somedanos y su afectivo apoyo, está siendo tan grata como sorprendente.


Fernando Romero ¿Qué es lo que más te atrae de este concejo y lo que destacarías por encima de todo?

ArnieA pesar de la verticalidad del relieve de Somiedo, no existe un elemento, un factor que destaque puntualmente. Porque este paraíso es absolutamente lineal en todos los aspectos, desde el paisaje al paisanaje, no hay un solo lugar, un solo pueblo que este exento de reconocimiento para quedar exluído. Si por ejemplo núcleos como Valle Lago te atrapan en plena hipnosis por su estructura y posición geográfica, otros puntos como Santa María del Puerto, La Peral, Perlunes, Aguino, Cauneo, Gua, La Riera, Valcarcel, La Bustariega, Las Morteras, Orderias... Pigüeces, Robleo, Santullanu, Santiago... Aguasmestas, La Pornacal o El Alto de San Lorenzo tienen ese magnetismo que con el que uno se da de bruces constantemente. Todo el concejo es pertenencia básicamente del mayor patrimonio que tiene este país, que no es otro más que el de esa generación que poco a poco se vs agotando de Nonagenarios, Octogenarios, septuagenarios que siguieron los pasos de sus antecesores y que a la gente de mi generación y generaciones previas, nos abrieron un camino fácil de transitar gracia su incombustible sacrificio y esfuerzo. Eso impone un profundo respeto que incrimenta la admiración por todos, absolutamente todos estos pueblos defendidos a capa y espada por esas gentes que los tiempos más adversos combatían injusticias y vicisitudes varias del día a día en la tarea de vivir, para poder allanarnos un camino. Y aunque el tiempo y su vertiginoso paso remueva y enturbie valores fundamentales que progresivamente se van perdiendo en la superflua senda que la sociedad actual surca bajo la imposición de ese guión previsible del consentido oportunismo, no podemos olvidarnos de que si somos simplemente personas que transitan por la vida defendiendo la misma con ciertas facilidades, es exclusivamente gracias a esta generación de oro que lo ha hecho posible. Por otro lado destaco el extraordinario sector hostelero, representado por diversos emprendedores que ofertan un nivel profesional cuya eficacia hace de este sector un colectivo muy competitivo cuyo reconocimiento afortunadamente no es solo local ni nacional. Y en este colectivo, la balanza está igual de equilibrada. Y por supuesto que no olvido de su recurso estrella, que es la ganadería. No soy un experto en esta materia, pero este es otro sector fuerte y que goza de un estado de forma sobresaliente. 



Fernando Romero –  Regresando a tu arte, el musical, la situación no se perfila muy boyante, el fenómeno Covid ha supuesto la puntilla casi definitiva para los que representáis una profesión poco valorada y muy cuestionada. En tu caso, ¿Cómo te está afectando esta situación?

ArnieMe puedo sentir como un autentico afortunado por el enfoque que desde hace años he adoptado en esta profesión. Por una parte, no dependo de los escenarios para sobrevivir, y aunque el trabajo de estudio de grabación tenga las horas contadas, he orientado el trabajo exclusivamente a aquello que desde hace años puedo seguir defendiendo, a veces con más intensidad. Las grabaciones remotas, y el trabajo audiovisual aun te permiten poder mantenerte en un punto de cierto equilibrio. Aunque en los últimos años la apuesta de las grandes empresas y entidades de este sector apuesten por otras fórmulas de aplicación para eludir el coste de las producciones de Audio, te hablo por ejemplo de la presencia que actualmente tienen las librerías de sonido, en las que lo tienes absolutamente todo, haciendo que el trabajo artesanal se haya extinguido casi por completo. Parcelas como el cine y otros audiovisuales concretos, aún mantienen su apuesta por el realismo sonoro. Sucede lo mismo en puntuales producciones discográficas. Las entidades publicas y privadas mediáticas, tienen que seguir contando con voces reales y con ciertas músicas que les permiten mantener la credibilidad ante sus fieles. Y afortunadamente cierta creación de músicas destinadas a empresas muy puntuales y las locuciones de voz, siguen teniendo demanda. Evidentemente si tienes que recurrir a la supervivencia de la venta de discos y de la música en directo, el mazazo lo ha dado la industria musical desde que el negocio se traduce en números redondos para las empresas que necesitan presencia de músicos a ser posible a coste cero. Y este es un hecho cuanto menos novedoso y desgraciadamente en plena vigencia. No es la consecuencia de una pandemia, Simplemente piensa que por ejemplo en un festival musical de tres días de duración, el quince o el veinte por ciento de las bandas que participan, lo hacen sin percibir remuneración económica, y son grupos de diversa procedencia litoral que se costean viajes, estancia y alimentación a cambio simpelente de participar en un evento con otros grupos de peso y de fama consagrada. El empresario que está detrás de esta organización invierte millones de euros en el desarrollo de estos eventos, en los que no solo encuentras música, sino todo tipo de servicios para que el publico rente y duplique esos millones invertidos. Y es que, no existe un convenio para que un músico tenga un salario base, unos derechos y las mismas ventajas que tienen otros gremios. Por lo tanto es muy fácil para los empresarios y dueños de locales de eventos engañar a músicos que buscan un hueco para tocar, con trucos tales como si quieres dar a conocer tu música toca gratis en mi local, mi clientela consume, yo hago caja y tú te haces popular. Todo eso ya está más que visto y explorado, y no ha sido atajado. Y si ya tienes cierto nombre y rodaje, vas a contar con más perdidas que ganancias en la ruda y cruda realidad del directo. No ha cambiado nada, sino que no hay nadie que lo haga cambiar. No estoy relevando nada nuevo. Las constantes bajadas de precios para mendigar un lugar en el que poder tocar, no contribuyen a que esta norma dictatorial cambien de una vez por todas. Por eso, en este aspecto y al trabajar mi parcela en estudio, si quiero salir a tocar en directo, soy yo quien marca las normas, si se cumplen bien, y si no, bien también porque tengo la suerte de prescindir de los escenarios, cosa que lamentablemente otros músicos profesionales e infinitamente buenos por desgracia no tienen. La industria musical ha sido confeccionada para que el talento y su expresión no se posicione en el lugar que le corresponde, porque eso es lo que menos se valora e interesa. Lo que cuenta es lo que engorda a quienes mueven los hilos  y encima a costa de los menos cualificados para brindar cultura.


Fernando Romero – Intuyo que no consumes radio, televisión ni prensa a pesar de que tu música va destinada a estos medios ¿Cierto?

ArnieNunca he encontrado sentido realmente a las propuestas de difusión mediática en cualquier vertiente. Y cuanto menos en la cultural salvo contadas excepciones añejas. No soy aficionado a espacios de aberración que incrementan la obesidad mental, desde series de toda gama en la actualidad, a aberrantes concursos, propuestas deportivas o realitys de letales que causan el efecto somnífero. Presto atención puntualmente a la televisión temática cuando la misma se presta a ello, y me recreo con discos, libros y cine de todas las épocas y de géneros de culto. A pesar de ambientar con música la publicidad de estos medios, o de narrar jingles y spots publicitarios, me repelen esos mismos productos a los que les pongo música y voz. Y sinceramente, no me entusiasma escucharme en los medios a pesar de que permitan que mi actividad siga latente. De hecho, llevo años sin hacer campañas publicitarias, y sin ánimo de pecar de edulcorada prepotencia, una buena faena en las campañas publicitarias navideñas, te puede permitir vivir cómodamente el resto del año, al igual que una producción destinada a un documental, serie, o película, inclusive, las locuciones de voz están cotizadas, pero   a veces, menos, es mucho más, y si puedes eludir  estas pantomimas que benefician a los mismos, a costa de ese otro sector que magistralmente combate el mal tiempo con la mejor cara, y eso, está muy por encima de la ponzoña material.

Lo único que importa, es levantarte cada día con una ilusión, con una motivación para seguir creando y trabajando a tu propio ritmo, y lo que realmente remunera esta posibilidad, es la mayor fortuna que puede poseer un ser vivo, la salud, lo que te permite poder defenderte día a día, sin más proyección que la intensidad de cada instante.


Fernando Romero – En los últimos años, ¿Qué bandas y que músicos te han llamado la atención?

ArnieAquellos que mediante el riesgo, transmiten su identidad con el instrumento sin tabúes ni complejos, y que son capaces de trasladar la complejidad a la transparente sencillez. Por desgracia, los nombres son cada vez más escasos, pero los hay, y son básicamente amigos y compañeros de lujo a los que doy las gracias por enseñarme cada día a ser humano, y no un esclavo de las corrientes de tiempos extremadamente agitados. A los que me ayudan a descubrir día a día un amplio mundo que desconozco como músico e interprete. 


Fernando Romero – Pues muchas gracias Luis por tu atención, y te deseo suerte en todos tus proyectos profesionales.


Fernando Romero


 Rockliquias Radio






                Notasi te gusta el artículo compártelo (Facebook, Twitter, g+, etc) pulsando en                                                                                      
que está al final del artículo, de esta forma contribuirás a la continuidad del blog. Gracias

Comentarios