Entrada destacada

Ghetto Brothers – Power-Fuerza (1972)

Imagen
 El Bronx resuena con el funkie latino y las explosiones coloridas del sonido Nuyorico. Power-Fuerza de 1971 es un álbum muy dinámico, esplendido y recargado de eso que algunos llaman la esencia "del barrio".   Es un álbum con un ritmo bastante prendido que presenta una performance esmerada y muy "versatil". La obra en sí tiene mucho que ofrecer, pues sus ritmos logran plasmar un efecto positivo, sin duda alguna una obra magnética e intensa, aunque tiene algunas posturas que no consiguen un efecto completo y no alcanza ese efecto deseado, por lo tanto terminan siendo un poco flojas, sin embargo filtrando esa minucia  la experiencia es muy estimulante y puedo decir que el álbum si CUMPLE CON TODO. OJO Es una buena adquisición si eres de degustar fusiones latinas y  sonidos afro-caribeños, si te gusta Santana, El Sapo, El Chicano o Malo aquí encontraras  una buena dosis de vibra. Ghetto Brothers merece más reconocimiento pues fue pionera de la cultura hip-hop en el ba

Bo Hansson – Attic Thoughts (1975/ Charisma)

 Hay personas que son perfectamente conscientes de que estuvieron en el tiempo y el lugar oportuno. Y se retiran agradecidas, sabiendo que su momento ya pasó. Pero fue único. Es el caso de Bo Hansson. Teclista sueco que comenzó con una de las primeras bandas de rock de su país en los 60, Rock-Olga.



En 1966 ve en un club de Estocolmo al legendario Brother Jack McDuff, hecho éste que le cambia la vida. Adquiere un Hammond como si le fuera la vida en ello. Se une al batería Janne Karlsson y montan el famoso dúo Hansson & Karlsson. 1967 será el año de su debut, "Monument". Abren para Cream y Hendrix. Y con éste último no sólo hacen jams, sino que forjan una amistad que dará como fruto el tema "Tax Free".

Bo Hansson se independiza y debuta con el archiconocido "Music inspired by  Lord of the Rings". Biblia del prog & psych sueco, aunque no creo que sea su mejor álbum,  sin estar mal. Le seguirán "The Magician's Hat" (72) y "Attic Thoughts" (75), en una trilogía inolvidable. Rune Carlsson (batería), Kenny Häkansson (guitarra), Joran Lagerberg (bajo y acústicas), Gunnar Bergsten (saxo) o Mats Glenngärd (violín) entre otros, lo acompañan. Lo distribuye mundialmente Charisma, sello prog por antonomasia. 

"Attic Thoughts" (5'33)  lo abre en tres partes diferenciadas. Delicioso progresivo  en una suerte de nórdico Canterbury que embelesa los sentidos. Hansson es el claro líder , pero no el dictador. El sentido grupal está muy arraigado y cohesionan como banda muy ensamblada. Todo funciona con un equilibrio lleno de fantasía escapista excepcional. Quizá con Camel como aproximada orientación.  Ensoñación instrumental paradisíaca.  Hansson no sólo está a los sintes, órgano, Mellotron y demás poli-teclados. También en guitarras, bajo y efectos.

"Time and Space" (1'39) o "Waiting" (7'34) recuerdan a la sobriedad espacial de Absolute Elsewhere. El secreto mágico de Hansson no es el virtuosismo exhibicionista,  sino la composición en bloque, que suene a grupo. Y maravilla. Otros contemporáneos como Alan Parsons Project o Happy the Man son aquí adelantados por éste sueco tocado por los dioses de Asgard.

"Waltz for Interbeings" (3'26) se aproxima al exotic jazz rock de Osibisa o Demon Fuzz, sin salirse del prisma multicolor propio de Bo Hansson.

Damos la vuelta para escuchar "Time for Great Achievements" (3'11), otra muestra de su humilde genialidad. Sin grandes pirotecnias,  consigue cabalísticos arreglos de un alto nivel progresivo. "The Hybrills" (1'24) derrocha imaginación no comparable con nadie. Tal vez su sonido de órgano nos remita a los brujos de Canterbury. O a la delicada cosmogonía de Jade Warrior.

"Rabbitt Music" (6'30) sería un buen adjetivo a su música,  por su surreal trazo Lewis Carroll. En sus dos partes exhibe más fantasía en la que zambullirse y olvidar éste aburrido plano existencial. Tensión diaria expone en su comienzo "Day and Night" (4'33) . Con un primer momento de urgencia atenazante y posterior remanso cercano al atmo- avant-jazz del mundo ECM. Absolutamente delicioso. Finalmente "A Happy Frank" (3'17) no sé si va dedicada al genio bigotudo. No tiene mucho que ver con él.  Y nuevamente la veo más Canterbury, en una bonita construcción fluída y melódica. 

Sólo habrá un álbum más en el 77, "Music inspired by Watership Down". Hasta el 85 con "Mitt i Livet", sólo editado en Suecia. Luego colabora esporádicamente con músicos locales.



Rumores (infundados) hablan de mendicidad......pero lo cierto es que alguien con un tema de su autoría tocado por Hendrix, (sin contar su propio material editado), parece improbable que acabara de ése modo. Falleció en 2010 en la habitación  del hotel donde se alojaba. Algo hubo.

Aprovechó bien su tiempo.

J.J. IGLESIAS



¿Te gustó el artículo? No te pierdas de los próximos artículos 




Comentarios