Entrada destacada

Morse Code – Procréation (1976)

Imagen
 Morse Code es una formación nacida en Canadá, concretamente de la zona de Quebec, por ello mismo los componentes tienen nombres de origen francés, y los títulos y las letras son en ese idioma. Entre su repertorio podemos encontrar temas instrumentales. Y en mi opinión podemos observar una fuerte influencia de GENESIS en su música, perteneciente a la época de "Foxtrot - Selling england... ", sobre todo en la estructura de algunas de sus composiciones más que en el sonido propiamente dicho. No demuestran la misma potencia ni realizan desarrollos tan complejos pero si es cierto que el tempo se puede reconocer en varios fragmentos. Música diversa donde podemos encontrar algún corte ("Qu'est -Ce T'es V'nu faire ici" ) en la onda de sus coetáneos RUSH con la guitarra muy similar y el bajo constantemente a contratiempo que recuerda mucho a Geddy Lee y Alex Lifeson en su línea. Algún tema que otro se cae un poco del nivel general del disco ("L'Eau tonn

Bateristas en la sombra VII: Chris Cutler

 Hablar de Chris Culter no es solo hacer mención del pulso, la esencia dinámica, armónica, tímbrica y vertical de; Henry Cow, Art Bears, Fred Frith, Lindsay Cooper,  Oh Moscú, Pato Cassiber  entre una extensa lista de proyectos y artistas que avalan su dilatada trayectoria como compositor, interprete e investigador. 



Entre sus aportaciones musicales cabe destacar el Conjunto Europeo De Improvisadores, donde cuajó una labor majestuosa. El Conjunto De Improvisadores se crea para interpretar partituras gráficas, comenzando con el gigantesco Tratadopor Cornelio Cardew finalizado en el año 1967. El tratado toma la forma de un grueso libro de notas gráficas de 193 páginas. El propio Cardew, y la mayoría de los que después de él se han acercado a esta partitura, se han concentrado habitualmente en interpretar sólo unas pocas páginas. Los intentos de realizar todo el contexto son minuciosamente complejos y llegaron a resultar extraños, sobre todo porque de manera realista, se llegaría a invertir alrededor de una semana en la preparación de la materia. Sin duda, ese fue el tiempo con el que lidiaron con la obra en el transcurso de sus ensayos, realizados en un pequeño y acogedor pueblo de Córcega. Allí se centraban en la partitura desde todos las perspectivas para aplicarle las estrategias interpretativas imaginables como una puntuación, y a su vez, cómo conciliar los escritos interpretativos durante el transcurso de constantes ensayos de Cardew al respecto. Finalmente la disolución del combo se llevó a cabo amablemente entre aquellos que deseaban adoptar un enfoque más intuitivo y espontáneo y los que pensaban que una anotación estricta, un director y un conjunto de reglas acordadas producirían resultados más plausibles. No obstante, lo intentaron de todas las maneras. Y gradualmente, durante la siguiente serie de conciertos, como la mayoría de sus predecesores, llegaron a la conclusión establecida entre tres de los miembros, Daan Vandewalle, Jean-Marc Montera y Chris Cutler, eligieron varias páginas en las que anotaron reglas sugeridas para la interpretación que posteriormente se llevaron a cabo utilizando un cronómetro. Posteriormente pasaron a otras partituras gráficas e incluso encargamos a un puñado de jóvenes compositores franceses y alemanes que produjeran nuevas obras para el conjunto. El aporte de Cutler fue la resolución de la pieza; Life on Earth, donde la libertad de expresión prevalecía ante partitura gráfica, pero divertida de ejecutar porque era muy impredecible. 



Chris Cutler nunca estudió música, pero como muchos de su generación, se curtió militando en bandas en la escuela desde los 14 años tocando instrumentos como el banjo, la guitarra, la trompeta o la flauta, hasta decantarse finalmente por la batería, porque el mero hecho de que quería estar en una banda y los bateristas eran escaseaban en aquella pretérita época. El primer grupo del que llegó a formar fue una banda de música instrumental estilo influenciada por los Shadows y Ventures, hasta que pasó a integrarse en otros proyectos centrados en estándares de baile locales: o Chuck Berry, Hit Parade y sonidos festivos hasta llegar al a práctica del Soul y el Blues. En el año 1965 fue incluido en un proyecto que poco a poco fue evolucionando hacia la creatividad compleja llegando a aproximarse a Soft Machine o los Pink Floyd de Syd Barrett al mismo tiempo que estos grupos surgieron por primera vez en la escena londinense. Es más que conocida a fin de cuentas su trayectoria musical desde el año 1970 donde junto con Dave Stewart crean; The Ottawa Music Co. Una orquesta de compositores de rock de veintiséis piezas hasta prácticamente su más inminente actualidad de Performance de Conspiraciones con Yumi Hara, Guy Harries junto con estudiantes de la Universidad de East de Londres. 




Cutler fue devoto de la percusión electrónica apostando por un mercado en el que habían aparecido versiones comerciales de baterías electrónicas como parte de la revolución general iniciada por el muestreo. Estas no carecían de cierto atractivo. Es un hecho de la vida que los kits acústicos son difíciles de afinar y suenan diferentes en cada espacio resonante. También están limitados a una gama muy estrecha de sonoridades que, una vez afinadas, no se pueden cambiar fácilmente, y mucho menos entre una pieza musical y otra. Volver a afinar una batería, a diferencia de volver a afinar una guitarra, requiere del empleo de bastante tiempo y puede ser muy irritante si se hace en público, mientras los ingenieros de mezcla controlan el sonido de la PA en la sala pueden ejercer una cierta cantidad de control tímbrico usando efectos y filtros, esto tiene un alcance limitado y está fuera del control del baterista. Las baterías electrónicas estaban preparadas para cambiar todo esto aunque evidentemente las diferencias entre las electrónicas y las acústicas en presencia tímbrica, armónica, cuerpo, esencia y eficacia son abismales. 




Por otra parte, Chris Cutler ha realizado desde el año 2012 hasta 2020 una serie de podcast radiofónicos acojonantes (término más apropiado para su descripción) que exploran, desgranan y hacen un análisis exhaustivo de aspectos elementales como la exploración de las sondas en el tono , esta vez a través de su eliminación efectiva a través del movimiento incesante: tonos deslizantes y portamenti radicales que desafían toda cuantificación. Los sistemas de afinación alternativos basados en la serie armónica natural, el área ingrávida que genera que todo lo sólido se desvanezca en el aire, el futurismo, el ruido, la electricidad o el éxtasis y la incertidumbre.  Este Podcast titulado sondas fue auspiciado por Radio Web MACBApara El Museo de Arte Moderno de Barcelona con la iniciativa de Anna Ramos. A su vez, el británico ha destinado incalculables artículos por los circuitos de la investigación musical. Su estilo como baterista adopta un lenguaje expresivo rebosante de originalidad, musicalidad en todo su contexto y una forma muy singular y creativa en la aplicación de rudimentos elementales de batería y el desarrollo de los mismos aplicados en el marco más coherente dentro del contexto musical a interpretar. 

Chris Cutler es todo un universo de potencia visceral e instructiva, que tras más de seis décadas de actividad y fuera del reducido circuito de Avant Lovers, sigue siendo desgraciadamente en la actualidad todo un referente de lo desconocido. 

Luis Arnaldo Álvarez (Baterista  y Locutor profesional independiente






¿Te gustó el artículo? No te pierdas de los próximos artículos 






Comentarios