Entrada destacada

JORDAN PEACOCK - A Different Kind of Strange (2023/ JP)

Imagen
Vuelvo a visitar ése curioso mundo-fenómeno que se da en éstos extraños días, el de los "discos no-discos". Que no tienen formato físico,  para entendernos. Preocupante reflejo de unos tiempos cada vez más difíciles para la creación,  el buen gusto, el criterio......el Arte. Absolutamente sepultado en mierda. Vale, siempre existieron las demos. Y me dirás que es más fácil darse a conocer ahora, ser más visible y audible y blablabla. Más al alcance de cualquiera. Quizá por éso la injusticia con los buenos álbumes se hace más flagrante. En el caso del desconocido Jordan Peacock, sabemos que es un guitarrista y programador MIDI de Nashua, New Hampshire. Y que éste es posiblemente su segundo trabajo en estudio, aparte de un directo. Con lo que, aún en su formato solo, significa que toca en vivo. Que no es un proyecto de estudio. Aquí cuenta con colaboradores. Y lo más sorprendente es que cuando lo escuché  por primera vez, creí  que llevaba toda una banda. Tal es el efecto, desde

Guru Guru – Känguru (1972)

 1972 es un año bastante influyente, Guru Guru se deja absorber por el germen de la época y nos presenta una obra con una "maquinación" mucho más madura y pesada en comparación de sus anteriores álbumes. Su performance ahora se inclina por el Hard Rock, pero en esta ocasión esta mejor dosificada por los ambientes cósmicos y demás efectos creados por las guitarras. La base rítmica (bajo y batería) es de primera ya que proporciona la solidez necesaria para la improvisación y experimentación a lo largo de las canciones. Todo en este álbum es una constante experimentación y una rica manifestación del genuino Krautrock. Un álbum 100% recomendando por ser clave para comprender y aprender un poco más de aquel universo de la "Kosmische Musik" y de sus profundos conceptos y visiones. Para mí un clásico de oro que está  a la altura de los grandes exponentes como Can o Amon Düül II.



Nos alejamos un poco de la insana experimentación cósmica de Guru Guru para adentrarnos hacia terrenos más dóciles y menos sofocantes. Kanguru es una excelente puerta para ingresar en el basto y oscuro universo de Guru Guru, su "maquinación" cubre la cuota necesaria de experimentación y te lleva hacia una experiencia profunda con esa dosis de ácidos y riffs, esta joya del Krautrock siempre supo conseguir un efecto hipnótico, su performance nos encandila con su supuesta mezcla de Heavy Psych, Rock Pogresivo y Krautock, es una obra sencillamente delirante, no extravagante en un grado absoluto, pero aquí hay mucha de esa locura característica de la escena, tiene una vibra enorme y una sensación a acido corrosivo, con solo 4 canciones podemos elevarnos hacia un cielo infernal o tocar los pies de Dios. 

La ejecución instrumental es sencillamente magnifica, aquí las guitarras son piezas fundamentales, pero el efecto de los sintetizadores y otro artilugios de la escena logran darle un agregado especial consiguiendo así crear épicas manifestaciones psicodélicas que a la larga se convierten suites cósmicas. Por otro el concepto del álbum, la idea y la visión que se plantea aquí es sugerente, se aprecia la madurez y la influencia de la época, por lo tanto estamos en el punto más alto de la banda, a partir de aquí Guru Guru dará otro paso, romperá su esquema con la llegada de un nuevo miembro. Este el último trabajo con la formación clásica, por lo tanto su siguiente trabajo tendrá otra esencia y una formula diferente. Si aún no te pronuncias en profundizar con la a performance del nuevo sonido alemán, quizás este trabajo sea el trampolín que necesitas, obra tan importante como Tago Mago, Phallus Die o Hosianna Mantra. 

Känguru es último trabajo con la formación original (Genrich, Trepte y Neumeier).Ahora la banda pasa ser un cuarteto ya que se incorpora Conrad Plank en la guitarra y teclados. El grupo originalmente se formó en 1968, con el nombre de The Guru Guru Groove Band, y comenzó como un proyecto de Mani Neumeier, el bajista Uli Trepte y el guitarrista Edy Nageli, quien más tarde fue reemplazado por Ax Grenich (exintegrante de Agitation Free, otro grupo de krautrock).



El nombre de la banda surgió como una referencia irónica a los BEATLES y su adoración al gurú de finales de los 60. GURU GURU fue una de las primeras bandas en asociarse con el movimiento Krautrock junto con bandas como XHOL CARAVAN, AMON DUUL y CAN.

El Hombre Polilla



¿Te gustó el artículo? No te pierdas de los próximos artículos 





Comentarios