Seguidores

Aviso Importante
Por problemas técnicos algunos vídeos no están operativos. Con la mayor brevedad serán repuestos. Gracias por vuestra paciencia


Rockliquias en los 80: 1.982 Part. 1 (colaboración Christian Jiménez)

Como dije la anterior semana, la lista que nos ocupa, nombrando esta vez 10 plásticos de 1.982, va a ser, quizás, la más interesante, curiosa y desconcertante, porque no se va a regir por la aprobación de las masas de sus LP's, sino por la calidad interna que guardan muchos de ellos y que sólo los oídos más exigentes y selectivos pueden aceptarlos alzando los pulgares a su favor.


Me he tomado la libertad de llamar a 1.982 "El Año del "Comeback" ", porque parece cosa de brujería que un cuarteto de grupos, que ya iré desgranando, que venían de la década anterior, con integrantes curtidos en cientos de batallas y que tenían más "rock" en sus venas que algunos ídolos de la época llamados "rock stars" por los ingenuos y sensacionalistas, coincidiesen aquel año con las que serían sus mejores obras a principios de una década donde el germen de la N.W.o.B.H.M., el cuero, las tachuelas, los "hits" de la radio americana y los teclados dominaban en todas las esquinas del "rock". Mirara donde se mirara, casi todos se habían modernizado, se habían adaptado al cambio; otros no y quedaron relegados al ostracismo, siendo llamados "dinosaurios" y siendo esclavos de la anterior etapa musical donde sí que llegaron a lo más alto.



Los tiempos cambiaban muy rápido, pero ellos demostraron que se podía pasar de una década a otra con la cabeza muy alta y sin perder un ápice de carisma y calidad. Algo que no harían sus vecinos de menos edad, de largas melenas cardadas, ropa llamativa, videoclips chulísimos que salían en la MTV (cuando la MTV era una buena cadena), actitudes desafiantes intentando copiar, a veces descaradamente, a sus ídolos de anteriores épocas musicales y disfrutando de un éxito efímero si tenemos en cuenta que el 97% de las bandas de los '80 fueron engullidas en los '90 por otras nuevas tendencias musicales que surgirían.

Así que en este 1.982 se van a recoger tanto esfuerzos hechos por veteranos para hacerse un hueco en el negocio como obras más contemporáneas y novedosas convertidas en rotundos éxitos discográficos:



        -Primeros del "comeback", puede que esta sea una de las mejores combinaciones de "hard rock" clásico y "AOR" que se hicieran en los '80, todo venido de un grupo escocés que comenzó sus andaduras más de diez años antes.


Publicado el acaramelado día del 14 de Febrero, Nazareth pusieron a la venta el que sería su mejor LP hasta nada menos que el 2.008 cuando salió "The Newz", así que este "2XS" es una de sus mejores obras. Obviamente hay opiniones encontradas, ya que en los '80 el grupo cambió radicalmente su estilo musical, enfocando sus miras hacia un "rock" comercial, descafeinado y totalmente americanizado, para que sonara en las emisoras de radio, fusionándolo con elementos de "AOR" y "pop". Muy atrás quedaban viejas glorias como "Hair of the Dog" o "No Mean City".
Pero no así, la amalgama de estilos dentro de este álbum es lo que lo hace interesante, variado, arriesgado, a la vez que coherente y consistente, y lograr eso es algo complicado. Con esa premisa se pueden disfrutar de auténticos viajes al pasado del grupo con temas de puro "rock 'n' roll" como "Gatecrash" o "Take the Rap", dos de sus mejores cortes, viéndose las caras con las más "pop" "Lonely in the Night" y "Games", de repetitivos estribillos y grandes melodías, y otras más duras, como "Boys in the Band" o la abrasiva "Back to the Trenches", cercana al "heavy metal" que había en la época.




Pero si por algo destacó fue por los "singles" "Love Leads to Madness" y la inmortal (si en algo siempre la clavaban Nazareth era en sus baladas) "Dream On", sonata fundamental de los '80 que llegó al Top Ten, que a cada dos por tres se escuchaban en la radio, siendo grandes éxitos. Así se incorporó "2XS" a los Billboard y quedó como la obra maestra que es.



Que lograra más o menos atención es otra cosa, teniendo en cuenta todo lo que empezaba a salir en aquellos productivos años, pero la calidad brillaba intensamente en las dos caras de este fantástico LP donde se demostraba muy bien que siendo de los '70 se podía mantener un sobresaliente nivel en los '80, y Nazareth lo consiguió con creces.

Mejor canción: "Dream On"


        -Cuenta la leyenda que el cantante de Sepultura Max Cavalera se compró este disco creyendo que era de una banda de "thrash metal" y de la decepcionante sorpresa que se llevó cuando empezó a sonar lo sacó del tocadiscos y lo lanzó por los aires de la rabia.


Segundo del cuarteto del "comeback", este grupo veterano de Londres ya se había hecho un nombre entre muchas otras míticas formaciones de los '70, con clásicos musicales como "Look At Yourself", "Return to Fantasy" y "Demons And Wizards". Ahora es una auténtica leyenda de aquellos años en el ámbito del "hard rock" y el "rock" de corte progresivo. Pero tras la marcha de David Byron en la banda se vio un auténtico baile de miembros a partir del año 1.976, y la entrada en los '80 no parecía augurar nada bueno. Nadie daba un céntimo por este grupo que para todos había pasado a mejor vida.


Repentinamente, el 1 de Marzo, una grotesca portada naranja en donde aparecía el rostro esperpéntico de un demonio con la boca abierta sería la confirmación de un error tremendo. Si daban por perdida a Uriah Heep, éstos demostraron que todos se equivocaban con "Abominog". Fue una auténtica sorpresa, una arrolladora respuesta de una banda que estaba totalmente reformada, con Peter Goalby, de Trapeze, a la voz, Bob Daisley al bajo y John Sinclair a los teclados junto a Lee Kerslake y Mick Box.




Aquí se conjugaban los sonidos más barrocos y progresivos de "Sweet Freedom" y "Return to Fantasy" con las influencias de la recién creada N.W.o.B.H.M. sin olvidar el cariz melódico y comercial que siempre llevó la banda. Primero nos encontramos con un himno veloz y abrasivo como es "Too Scared to Run", donde destacan electrizantes "riffs", ritmos potentes y una voz que conjugaba muy bien con el estilo, cosa que seguía de cerca "Running All Night with the Lion". La susodicha melodía y comercialidad haría buen acto de presencia en "Hot Night in a Cold Town", "That's the Way That It Is", Top 20 en los "charts", y la "aorera" "On the Rebound", emparentada con las miras que adoptaron bandas como Foreigner o RUSH, por poner un ejemplo.




Posiciones casi ocultas, como la 34 en Inglaterra, aunque habría sido un desastre para una banda debut, para un grupo formado más de doce años antes que ya ni figuraba en las listas o lo hacía en lugares irrisorios, fue todo un logro teniendo en cuenta la cantidad de grupos novedosos que salían. Así fue como este "Abominog" se convirtió en otra piedra angular de Uriah Heep, siendo uno de los mejores de su discografía.


Mejor canción: "Too Scared to Run"


        -Uno se llamaba John Wetton y venía de King Crimson, Roxy Music y un fugaz paso por Wishbone Ash; había dos, Steve Howe y Geoff Downes, que venían de YES y el último, Carl Palmer, llegó de ELP y Atomic Rooster, y este cuarteto tomó al Mundo por sorpresa con su debut "Asia", que salió el 18 de Marzo llegando al 1.er puesto de los Billboard, certificándose con Cuádruple Platino en EE.UU. y con "singles" en los más altos puestos. Ellos cogieron el legado de todas las bandas sinfónicas en las que militaron en el pasado y lo adaptaron a los '80, creando magia al instante con una serie de temas soberbios.



Grandilocuencia y espectacularidad, eso era lo que daba este "Asia". La voz tan melódica de Wetton, la habilidad de Howe a las seis cuerdas, la contundencia de Palmer a la batería y el ampuloso sonido que creó Downes con sus teclados refulgían como parte de un todo, un compendio repleto de virtuosismo e ingenio, a medio camino entre "rock" sinfónico, progresivo y el requerido y aún embrionario "AOR" americano de comienzos de década.



Himnos de marca mayor, muy coreables y adictivos, como "Here Comes the Feeling", "Heat of the Moment", triunfal "single" que llegó al 4.º puesto en el Billboard Hot 100, "Only Time will Tell" (principal influencia para Europe y su "Final Countdown") o "Sole Survivor" se cruzan con auténticas evocaciones progresivas a YES, ELP o KANSAS como son "Wildest Dreams" o "Without You", pero eso sí, llevado a un nivel elevadísimo de inspiración y agudeza musical. Hasta la portada de Roger Dean recuerda a esos paisajes imposibles y esotéricos de las cubiertas de Uriah Heep y YES.



Nueve semanas se mantuvo este colosal debut, no sólo como una de las obras capitales del "AOR" sino como un disco que llegó a crear un sonido propio. Muchas bandas posteriores que practicaron el mismo estilo que este supergrupo tendrían lo que se denominó "sonido Asia".

Mejor canción: "Wildest Dreams



        -¿Quién no ha tarareado alguna vez el "riff" principal de "Run to the Hills"?, ¿quién no se ha emocionado con el estribillo de "Children of the Damned"?, ¿a quién no le ha subido la tensión con el solo de "Hallowed be thy Name"?


Todo estaba en un álbum mítico, que hizo historia y que le dio otro concepto a lo que era el "heavy metal" en los '80. Puede que hubiese reminiscencias a RAINBOW, por eso de que el productor era Martin Birch, y aunque se aprecia esa velocidad de ejecución y ese matiz épico en los temas, la banda de Steve Harris llevó todo eso a otro nivel y todo el mundo dio cuenta de ello cuando el 29 de Marzo salió "The Number of the Beast".





Causaron una sensación apabullante, y no sólo por la escalofriante portada (con un Eddie manejando al Diablo como una marioneta mientras éste manejaba a otro Eddie más pequeño), sino porque ya no estaba Paul Di'Anno en las filas de Harris. El vocalista de pelo rizado y actitud "punk" ya no encajaba en aquel monstruo que se movía a pasos cada vez más agigantados...por eso y porque ya estaban hartos de todas las drogas que le dio por consumir. Así que de los lares de SAMSON llegó el totalmente opuesto Bruce Dickinson, alguien con una técnica vocal infinitamente superior a la de Di'Anno, una voz más operística y profunda y una conducta más comprometida.




Y con letras que evocaban pasajes históricos, abordaban temas filosóficos y acentuaban el carácter épico de la música, el LP llegó a lo más alto. Iron Maiden estaban en la carretera cuando fueron avisados de que su disco era n.º 1 en Inglaterra. Aparte de eso llegó al Top Ten en Canadá, donde fue certificado con Triple Platino, y otras listas internacionales, recibió el Platino también en Inglaterra y EE.UU. y sus numerosos "singles" abarrotaban los primeros puestos. Parece mentira que un grupo con tan poca aprobación por parte del sector americano más conservador (por eso de las imágenes satánicas y las alusiones al Diablo utilizando pasajes de La Biblia...algunos grupos se lo pasaban en grande organizando hogueras públicas y quemando los discos de Iron Maiden) consiguiera amasar tanto éxito en tan poco tiempo.


Un éxito basado en estandartes como los anteriormente mencionados sin olvidar "The Prisoner", "The Number of the Beast", "Total Eclipse" (la copia descarada del "Snowblind", de Black Sabbath) y la continuación de la historia de la prostituta Charlotte "22 Acacia Avenue". Fastuosas piezas rebosantes de virtuosismo que bordaron a este "The Number of the Beast" en la leyenda del "heavy metal" con letras de oro.

Mejor canción: "Hallowed be thy Name"




        -El mejor disco de "pop" de los '80, sin duda, y poco me importa que ese mismo año saliera el "Thriller" de Michael Jackson.


Realmente, TOTO estaban siendo presionados por la CBS para hacer otro trabajo, debido al bajón de ventas que pegaron sus dos discos anteriores, y se pusieron manos a la obra, pero, aunque parezca pretencioso este "IV", con arreglos perfeccionistas y muy virtuosos, y la banda, haciéndolo así a propósito y a sabiendas de que iban a llegar a las listas, nada más lejos de la realidad. Aquí pusieron todo su empeño en crear sensacionales melodías, su madurez a nivel de composición mantuvo a los miembros del grupo sonando coherentes y compenetrados y utilizaron la más alta tecnología para lograr un sonido pulido de lo más grandilocuente, además de rodearse de un buen puñado de colaboradores en distintos ámbitos instrumentales (añadiendo los arreglos de cuerda de la orquesta de Martyn Ford), haciendo espectaculares temas que ya lo eran de por sí...pues lo que no imaginaban era que llegarían tan lejos.




Doble Platino en Canadá, Francia y Alemania, Triple Platino en EE.UU., cuatro "hits" coronando las listas, ganador de seis Grammies, incluyendo el de "Álbum del Año", 1.ª posición en Canadá, 4.ª en Gran Bretaña y EE.UU., ¿se le puede pedir algo más?

  

Salió el 8 de Abril y reventó la escena musical del "AOR", el "rock" más comercial y el "pop", elementos que se hallaban perfectamente hilvanados en el álbum, creando un sonido cálido, envolvente, emocionante y sin duda disfrutable y entretenido de escuchar. Para demostrarlo tenemos joyas como "Lovers in the Night", "Rosanna" (2.ª en el Billboard Hot 100 por 5 semanas); la balada de baladas "I Won't Hold you Back" (Top Ten en el Hot 100), que recoge la esencia de las grandes baladas "soul" de los '70, con uno de los solos de guitarra más cautivadores y preciosos de la Historia; la de aires "funk" "Waiting for your Love" o la ya emblemática "Africa" (1.ª en el Billboard Hot 100), de ritmos exóticos, bellos teclados y un estribillo que está hecho para que no se vaya jamás de la cabeza.




Con este último tema, broche de oro para un disco redondo, se cierra un LP de excelsa calidad, una producción de lo más nítida y que pondría a TOTO en los primeros puestos de la historia del "pop rock", y el "rock" a secas.

Grandes, muy grandes.

Mejor canción: "Africa"

Seguiremos la semana que viene


Notasi te gusta el artículo compártelo (Facebook, Twitter, g+, etc) pulsando en

que está al final del artículo, de esta forma contribuirás a la continuidad del blog. Gracias

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...